Estás aquí: Inicio » Manual del Inversor » Invertir en el extranjero

Invertir en el extranjero

invertir en el extranjeroEn el mundo actual, es muy simple hacer colocaciones de dinero o inversiones en prácticamente cualquier país del mundo.

Pese a ello, no siempre podemos decir que invertir fuera de México es mejor, sino que debemos tener en cuenta una serie de factores que pueden influir en nuestros resultados.

El primer punto a tener presente es entender en qué se invierte y en qué ponemos nuestro dinero a funcionar. El conocimiento entonces, es el primer obstáculo para invertir. Y claro está, el idioma será uno de ellos a la hora de comprender en qué estamos invirtiendo. Por lo cual, ya de primer momento tenemos que ser cautos cuando elegimos colocar nuestro dinero afuera.

¿Qué ventajas tiene invertir en el país?

A continuación veremos ciertas ventajas notables y visibles, y algunas un poco ocultas:

  • Conocer el idioma y la terminología local ayuda a poder asesorarse mejor y comprender rápidamente de qué trata un producto financiero.
  • Poder asesorarse con personal idóneo cara a cara. En inversiones en el exterior muchas veces los contactos no son locales.
  • Las opciones son múltiples y podemos ver la competencia directa con otros servicios o productos, comparando fácilmente por la disponibilidad de información.
  • Invertir en el país es darle trabajo a nuestros compatriotas.

¿Qué desventajas tiene invertir en el país?

Pero no todo lo que brilla es oro, hay ciertos puntos a tener presentes que serían las cuestiones en contra de colocar dinero en productos locales:

  • El SAT estará muy atento a todos nuestros movimientos e ingresos. Siempre está la posibilidad de no mostrar algunos movimientos de dinero en el exterior, o que por tratados internacionales no se gravan de forma local.
  • La inestabilidad económica local puede afectar el 100% de nuestras colocaciones si la segmentación no es buena. En cambio, apostando en diferentes países, la probabilidad de que todos tengan problemas en su estructura es mucho menor.
  • Monedas duras y estables como el dólar o el yen, así como commodities, pueden darnos mayor estabilidad a largo plazo que inversiones locales en divisa nacional.

¿Qué productos pueden contratarse fuera del país?

La cantidad de productos financieros que se pueden conseguir fuera son bastantes. Desde los más simples hasta los más complejos. El mercado financiero está abierto a todos con toda su oferta.

De esta manera, una inversión en un depósito a plazo local, que puede arrojar de promedio de rentabilidad del 1 a 3% en dólares, en otros países puede lograrse hasta 5 o 6%. Es decir, casi el doble en algunos casos. Como vemos en el cuadro debajo:

Data from World Bank

¿Conviene invertir en Commodities?

No sería justo hablar de los commodities que pueden tener rentabilidades sumamente elevadas y en corto plazo por su volatilidad, como cuando sube el precio de la soja por malas cosechas o sequías, o baja abruptamente el precio del petróleo, que hace que se obtengan ganancias y pérdidas increíbles.

Por esta razón, tanto invertir de forma local como en el exterior es exactamente igual, porque su precio y rentabilidad no varía según la ubicación.

¿Y qué me dices de empresas que cotizan en bolsa?

Pues bien, el mercado Mexicano no es uno de los más grandes, por lo cual su volatilidad es mayor. Invertir localmente es una ayuda financiera para las empresas locales, pero la colocación de fondos de manera diversificada en bolsas consolidadas y con millones y millones de operaciones a diario, hace que la estabilidad prime por sobre todo.

Claro, la rentabilidad quizá puede ser mayor en nuestro país, pero las pérdidas posiblemente también lo sean.

¿Pago impuestos si invierto fuera?

Sí, se paga ISR por tener ingresos de fuente extranjera. En este caso no aplica el IVA ni ningún otro similar en el tipo de operaciones.

Si somos personas físicas, podremos declarar los ingresos por dividendos en el caso de los ingresos que tengamos de acciones de empresas extranjeras, y a su vez, los intereses de depósitos efectuados en el exterior, como también los locales.

A tener presente, las personas físicas, residentes en México, que mantienen inversiones o depósitos en el extranjero, tienen obligación de acumular y reportar en su declaración anual, los ingresos derivados de dichas inversiones en razón del rendimiento de las mismas y la fluctuación cambiaria respectiva.

Dichos ingresos están gravados para efectos del pago del impuesto sobre la renta (ISR) a una tasa de hasta el 35%, sobre la ganancia cambiaria derivada de la fluctuación de la moneda extranjera así como sobre los rendimientos netos de inflación obtenidos en el ejercicio.

De esta manera, en cuanto a impuestos, no hay diferencia entre invertir de forma local o fuera de México, siempre que aquí también estemos afectados por la tasa máxima, sino, habrá una diferencia fiscal. Por lo cual, no afecta al costo o rentabilidad final del producto en el primer caso, pero sí en el segundo.

Deja un comentario